La nueva reglamentación de piscina hace más seguro el uso de estas instalaciones, esto conlleva unas obligaciones importantes para los propietarios.

Entre ellas la necesidad de un control analítico del agua. Para una asesoramiento experto y con experiencia en el campo no dude en ponerse en contacto.